martes, 6 de enero de 2009

EL INFIERNO DE GAZA


laopinióndemurcia.es » Opinion

MI PICO ESQUINA
El infierno de Gaza

Diego Jiménez


De entrada, vaya por delante que lamento que el contenido de este artículo destile indignación y pesimismo, precisamente en un día como éste en el que millones de niños y niñas de toda España disfrutan, con la festividad cristiana de la Epifanía, de unos momentos de gozo e ilusión, al calor de los regalos que con prodigalidad han inundado sus hogares. Pero, al mismo tiempo, hemos de recordar que en estas fechas hay en todo el mundo muchos niños y niñas ajenos a esos momentos dichosos. Pensemos, por ejemplo, en los de Gaza, muchos de ellos cristianos -no lo olvidemos-, cuyo territorio está siendo masacrado, una vez más, por misiles asesinos procedentes de aviones y helicópteros que dicen buscar 'blancos' selectivos, lo que no impide que produzcan daños 'colaterales'. Y la imagen más común de esos daños colaterales, cuyos responsables son quienes manejan esas mortíferas armas y quienes ordenan su empleo, es la de un padre corriendo hacia hospitales sin medios, atiborrados de personas heridas, con el cuerpo inerte de su hija o hijo en los brazos. Hace tiempo que dejé de creer en la existencia del Paraíso, del Purgatorio o del Infierno, pues éste lo encontramos muy frecuentemente en cualquier rincón de este bello planeta azul. Cuando contemplo a un niño herido en brazos de su padre, un chaval que quizás momentos antes daba patadas a un balón junto a sus amigos en una calle de Gaza, me asalta la indignación y me reafirmo más en la repugnante manipulación a la que somos sometidos mediante el lenguaje. Esos niños y niñas víctimas de las bombas asesinas de Israel, esos ancianos a los que un misil destroza para siempre su humilde casa en la densamente poblada Franja de Gaza son culpables de apoyar a los terroristas, porque, sumidos en la desesperación, desprovistos de alimentos, medicinas y otros artículos de primera necesidad, dieron alas en su día, con sus votos, a una organización, Hamas, ganadora de las elecciones en la Franja (no lo olvidemos), y en realidad la única fuerza política que, con un esbozo de proto-Estado palestino en la zona, hace algo por salvar a esta sufrida población del bloqueo a que la tiene sometida el gobierno sionista de Israel, con el apoyo cómplice de Estados Unidos y la propia UE, que mantienen ese criminal embargo económico.

Dicen los entendidos que las fieras son más temibles cuando se sienten acosadas. Israel es hoy esa fiera. Además de las razones electorales esgrimidas por los analistas, está claro que la criminal acción que estos días ejerce sobre la indefensa y abigarrada población de Gaza tiene como finalidad inmediata devolver el prestigio a un Ejército herido en su orgullo por la humillante derrota del verano de 2006 a manos de la guerrilla libanesa de Hizbullah. Pero, además, para mí hay otras claves: a catorce días de la ocupación del salón oval de la Casa Blanca por parte de Barack Obama, que ha venido afirmando que mantendrá con Israel "una relación especial" (esto es, seguir defendiendo su complicidad con el crimen), el gobierno judío quiere encarar las futuras -y, por desgracia, se me antoja que inútiles una vez más- negociaciones de paz desde posiciones de fuerza. Además, la prevista retirada gradual de las tropas norteamericanas de Irak dibuja un escenario de creciente influencia del fundamentalismo chií, que, desde Irán, ejercería también el control de aquel país, sin olvidar su presencia en la vecina Siria. Si a ello sumamos el crecimiento del fundamentalismo religioso talibán no sólo en Afganistán sino en Pakistán, el Oriente Próximo se configura como un escenario preocupante para un país que, como Israel, siempre se ha sentido protegido por su poderoso Ejército y por el paraguas defensivo norteamericano. Razones electorales y de estrategia geopolítica están en el origen del actual genocidio, que siempre se ceba sobre los más débiles. Y España y la UE, de la que formamos parte, mirando hacia otro lado. Afortunadamente, aunque todavía insuficiente, la respuesta de la sociedad civil se empieza a dar en todo el mundo. En Murcia, también.

5 comentarios:

Clares dijo...

Supongo que no será muy útil, pero en Madrid se está convocando otra manifestación. No sé si organizaciones sociales y demás se están poniendo en marcha en Murcia. Ahora que han pasado las fiestas y que el ambiente está más soliviantado, quizás haya más gente dispuesta a protestar por esta cruel situación. Es indignante. ¿Valdría un escrito a nuestro gobierno? Una amiga mía, por su cuenta, ha escrito a la embajada israelí, pero si lo hiciéramos de una manera organizada, podría ser más efectivo. Digo esto y pienso que soy una ingenua, pero la verdad es que al menos recibirán toda nuestra indignación y repudio. Sería lo menos.

Diego Jiménez dijo...

En Murcia, las protestas están siendo organizadas por la Asociación de Solidaridad con el Pueblo Palestino y cuentan con el apoyo de partidos y sindicatos de izquierda, ONG, etc. Esta misma tarde ha habido una multitudinaria concentración de protesta, en Santo Domingo, con presencia mayoritaria de la comunidad musulmana de Murcia. Unas mil personas han exteriorizado su indignación ante lo que está ocurriendo en Gaza. Daré cuenta en una próxima crónica de este hecho.

Mari Carmen dijo...

Creo que los judíos aprendieron muy bien de los nazis. Lo malo de todo esto es que si dices algo en contra de los judíos enseguida te salen con la cantinela tan manida de que eres proterrorista y antijudío. Todo el mundo mira para otro lado, igual que hicieron con los nazis en su momento. Después siempre hay lamentaciones a mano, que para eso nos pintamos solos. Mandamos mucha ayuda humanitaria, sí,pero permitimos que se les masacre. Damos dinero para la reconstrucción, pero no nos importa que primero destruyan. Y así siempre. Estados Unidos no va a decirle a Israel que pare la matanza porque tiene a demasiados judíos influyentes y ricos en su administración, y el dinero y los intereses de los poderosos es lo primero, para qué nos vamos a engañar, y Obama seguirá la misma política que han seguido los demás gobiernos norteamericanos. De verdad que yo no entiendo tanta expectativa como ha despertado ese hombre en el mundo, ¿simplemente porque por fin ha llegado un negro a presidente? Espero que sea por algo más que eso.

Un abrazo.

EL HEREJE dijo...

¿POR QUÉ MASACRA EHUD BARAK AL PUEBLO PALESTINO?
La respuesta en:
http://lagranhoguera.wordpress.com/2009/01/07/por-que-masacra-ehud-barak-al-pueblo-palestino/

ernesto51 dijo...

Diego, gracias por tu artículo, claro, preciso y valiente en su denuncia. Me quedo de todo él con el párrafo final, aún hay una mínima esperanza con la respuesta de la sociedad civil, siempre más solidaria, desinteresada y deseosa de paz y libertad que el resto de organismos, instiruciones, medios y demás.

En Madrid, saldremos a la calle este domingo a mostrar nestra repulsa por las atrocidades.